jueves, 16 de enero de 2014

EL GRAN QUILOMBO* DEL FÚTBOL BOLIVIANO

Va a comenzar el año para el balompié nacional.

Esperé hasta hoy, jueves, 16 de enero, para ver si el 2014 se iniciaría de forma diferente, pues el 2013 terminó de manera interesante, con la renuncia del presidente de la Liga, Mauricio Méndez.

Pues, siento que nada cambiará. Si no, lean:
  • ·         La liga anuncia una primera reunión del su Consejo, la misma que no pudo realizarse por falta de asistentes, falta de quórum;
  • ·         La reunión era para oír el informe económico del presidente saliente, Mauricio Méndez y para  designar al nuevo presidente de la entidad, Jorge Decormis, hombre de confianza de los mismos dirigentes que colocaron a Mauricio Méndez y que debe estar al frente hasta el mes de septiembre de 2014;
  • ·         Decormis no goza de la simpatía de un equipo grande, Bolívar;
  • ·         Bolívar anuncia que no es a favor del fin de la Liga (¡Pasme!), acusando que dirigentes de la Federación Boliviana de Fútbol (entiéndase del entorno de Carlos Chávez) quieren apoderarse de los recursos económicos de la Liga (¿¿);
  • ·         The Strongest se une a dirigentes que desean el fin de la Liga, contrariamente a lo que piensa Bolívar (¡Pasme!);
  • ·         Por coincidencia, Arnulfo Cabrera, dirigente del Tigre fue designado como “presidente tampón” de la Liga, por una semana (¡Pasme!), hasta la realización del Consejo de la entidad; 

Por el lado puramente futbolístico, también estamos presenciando más de lo mismo: 
  • ·         Los clubes anuncian la llegada de futbolistas nacionales y extranjeros y firman contratos con valores salariales que no tendrán cómo honrarlos;
  • ·         Antes mismo  del inicio del Torneo Clausura, algunos clubes ya están pidiendo el cambio de fechas;
  • ·         Todos los equipos iniciaron la “pre temporada”, sin la presencia de todo su elenco;

Y, como nada cambia, todo sigue igual, los periodistas:  
  • Como los mejores adivinos o entendidos en la materia, ya están hablando de los      esquemas que los entrenadores emplearán, cosa que ni los propios técnicos saben;
  •  Otros periodistas ya les están haciendo los equipos a los entrenadores, opinando qué jugador debe o no ser titular;
  • Muchos periodistas, afirman, de pies juntos, que Vladimir Soria acabará con la rotación de Portugal, método de trabajo del que ni los propios jugadores reclamaron a su tiempo.

En fin, comenzó una nueva temporada del fútbol en Bolivia y nada cambió.

* Originariamente, en lunfardo, quilombo era la palabra para designar a un prostíbulo. Con el tiempo se empezó a aplicar a todo lo que fuera un lío, desordenado, caótico. 
Ante una habitación desordenada, "Qué quilombo que hay!" 
Ante una vida llena de problemas:"Mi vida es un quilombo" 
Ante una persona que grita, se comporta mal, etc.:"Está haciendo quilombo".