lunes, 3 de marzo de 2014

INVESTIGACIÓN DE CORRUPCIÓN EN LA CONMEBOL PUEDE ENVOLVER A SU PRESIDENTE FIGUEREDO, ROMER OSUNA Y CARLOS CHÁVEZ

Eugenio Figueredo y Carlos Chávez, ciertamente no están conversando sobre el precio del café que acaban de servirse.

Con esto del carnaval, algunas noticias pasan desapercibidas. La última, ligada al fútbol, es que el fiscal de justicia uruguayo Juan Gómez, pidió, el último día de febrero, que la justicia de su país investigue al presidente de la Conmebol, Eugenio Figueredo, por fraude, lavado de dinero y apropiación indebida.

Y no es una denuncia más, el pedido del fiscal viene apoyado por denuncias provenientes de los clubes Peñarol, Miramar Misiones, Cerro Largo, El Tanque Sisley, Rentistas, Cerro y Racing, todos de la primera división uruguaya.   

El Sindicato de Jugadores Profesionales del Uruguay también se sumó al pedido.

En los próximos días los tribunales uruguayos se reunirán para decidir si aceptan las denuncias para comenzar a investigar a Figueredo, que es acusado de encabezar una “organización criminal” destinada a desviar dinero proveniente de la comercialización televisiva, dinero que debiera ser destinado a los clubes, jugadores y a la propia Conmebol.

Los argumentos de defensa de los acusados pueden caer por tierra, porque el fiscal dice que a pesar de los crímenes tienen como base el exterior del país, hay motivos suficientes para iniciar una investigación, porque las denuncias alcanzan territorio y ciudadanos uruguayos.

Durante el proceso investigativo, caso sea aceptada la denuncia, puede ser llamado para declarar el presidente de la FIFA Joseph Blatter, según declaró  a la Radio Carve, el abogado, asesor de acusación, Víctor Della Vale, publicada, también por la agencia EFE.

En lo que respecta a Bolivia, con certeza serán incluidos en la denuncia los ciudadanos bolivianos Romer Osuna y Carlos Chávez, ex y actual tesoreros de la Conmebol.