lunes, 17 de diciembre de 2007

Lula y Morales declaran universal al fútbol y derecho de practicarlo donde se nace




EFE -
Los presidentes de Bolivia, Evo Morales, y de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva (fotos), defendieron hoy en La Paz el "carácter universal del fútbol y el derecho a practicar deporte donde se nace y se vive", tras la decisión de la FIFA de vetar la práctica de ese deporte a más de 2.750 metros de altitud.




Lula, de visita en Bolivia, y Morales emitieron una declaración conjunta en la que respondieron al pronunciamiento de la FIFA que prohibió la práctica del fútbol internacional en estadios situados a más de 2.750 metros "sin la aclimatación necesaria" para los jugadores.




Esta determinación de la máxima rectora del balompié mundial dejaría fuera a ciudades como La Paz, situada a casi 3.600 metros sobre el nivel del mar.




La resolución fue aprobada el sábado en Tokio por el Comité Ejecutivo de la entidad, que afirmó que adoptó esa medida siguiendo "la recomendación presentada por destacados especialistas médicos de todo el mundo", aunque no precisó el concepto de "aclimatación necesaria".




Morales, gran aficionado al fútbol, promueve desde hace unos meses una campaña a favor del deporte en altura y contra la resolución de la FIFA de mayo pasado de prohibir los partidos internacionales a más de 3.000 metros sobre el nivel del mar.




La entidad rebajó después esa prohibición a 2.500 metros, tras la protesta de varios países sudamericanos.




Entonces se autorizó también a Bolivia a jugar, por última vez, las actuales eliminatorias del Mundial de Sudáfrica 2010 en el estadio Hernando Siles de La Paz, a 3.577 metros de altitud.




El presidente Morales manifestó el domingo su "extrañeza" por la nueva resolución de la FIFA, afirmando que era discriminatoria y aprovechó para pedir que se cambie el "modelo de campeonato mundial" para que no tenga "fines de lucro ni discriminatorios".




Lula llegó a La Paz para relanzar anoche la construcción de un corredor bioceánico junto a Morales y a la presidenta chilena, Michelle Bachelet, y avalar hoy diversos acuerdos energéticos, comerciales y de cooperación con Bolivia en varias áreas.