sábado, 24 de enero de 2015

IRONÍA, BOLIVIA ES UNA FÁBRICA DE GOLEADORES DEL MUNDO

Joaquín Botero.
El fútbol boliviano es la gloria para los delanteros con alguna vocación de gol, inclusive para los pasaditos en años como el ecuatoriano Tenorio (36 años) y el uruguayo William Ferreira (33 años).

Tenorio y Ferreira
Es la comprobación de que el boliviano es el fútbol más fácil de marcar goles.

Ferreira, después de haber nuevamente fracasado, ahora en los Leones Negros de México, vuelve al territorio donde marca los goles que quiere; como lo hará ciertamente en Oriente Petrolero, de Santa Cruz de la Sierra que lo anunció como su nuevo contratado. Antes ya se había ido al Uruguay, donde, en un año, no pasó de 5 goles.

Tucho Antelo.
La cosa es tan fácil acá en Bolivia, que ya tenemos en nuestro haber dos Goleadores del Mundo, Botero (49 goles el 2002) y Tucho Antelo (38 goles el 1984), ambos consagrados por la Federación Internacional de Historia y Estadística (IFSS) que trabaja para la FIFA.

Nada contra los goleadores veteranos extranjeros, el problemita es que muchos jugadores jóvenes nacionales, se encuentran amargando el banco de reservas, mientras esperan su oportunidad.