jueves, 30 de octubre de 2014

SI SU ARQUERO FUE EL DESTAQUE, ¿BOLÍVAR FUE JUSTO VENCEDOR?

Seis goles en la reapertura del Siles y en un cotejo arduamente disputado. (foto; Late.Com.Bo).
En el mismo tiempo en que se jugaba el clásico Bolívar (4) x The Strongest (2) estuve presentando el programa deportivo Tarjeta Verde, en Televisión Universitaria.
Por lo tanto, no vi el cotejo.
Pero, rápidamente me acomodé en mi lugarcito habitual, en casa, para asistir el resumen y los goles.
Para sorpresa mía, constaté que The Strongest atacó más en el primer tiempo y que Bolívar tuvo apenas dos oportunidades claras, convirtiendo su gol en una de esas ocasiones, con Tenorio, a los 43´.
Quiñones fue el destaque de los primeros 45 minutos.
En el segundo tiempo, vi que The Strongest volvió intentando disminuir lo más rápido posible y Bolívar jugando, como en el primer tiempo, en contra ataque.
A los 21 minutos vino la compensación con Ramallo que complementó una buena jugada colectiva: 1 x 1.
Pero, como para confirmar lo que siempre acontece en el fútbol boliviano, The Strongest, tuvo el tradicional descuido después de marcar su gol, y Bolívar, otra vez por medio de Tenorio, marcó el desempate a los 23´(st): 2 x 1.
A The Strongest no le quedaba otra que ir al ataque.
Y como equipo que ataca suele ser contra atacado, no dio otra: Bolívar le marcó uno más a los 39´(st) por medio de Arce, que complementó un buen lanzamiento de Callejón.
Bolívar tuvo tiempo aún de marcar el cuarto por medio de Rodríguez, a los 42´(st), gracias a que el adversario estaba buscando el descuento que, finalmente, llegó a los 44´(st), después de un excelente disparo de Escobar, cobrando una falta desde 30 metros, contando con la colaboración de Quiñones, el arquero bolivarista.
A propósito, fue casi unánime la elección de Quiñones como el mejor del partido (estoy de acuerdo), lo que confirma que un empate sería lo más justo.