jueves, 14 de agosto de 2014

SIN EL ESTADO, EL FÚTBOL BOLIVIANO SERÍA PORDIOSERO

Ese es el "estadio" de Bolívar, el mayor "club" boliviano (Foto: El Diario)
LA IMAGEN DEL "MILLONARIO" BOLÍVAR

La Fifa prohíbe que los gobiernos metan sus narices en el fútbol profesional.

Todo bien, dirían muchos, porque los gobiernos siempre aprovechan el fútbol para sus intereses político partidarios.

Es una mezcla perversa.

Entonces la salida sería que los clubes afiliados a la Fifa cuiden de sus propias narices.

En muchos países (en la mayoría diría yo) eso pasa; a comenzar teniendo sus propios estadios donde disputan sus torneos.

Infelizmente, la Fifa no puede impedir que el gobierno boliviano deje de meter sus narices en el fútbol, porque, sin la presencia del estado boliviano, el fútbol en Bolivia simplemente no existiría.

Por el simple hecho de que  todos los escenarios deportivos pertenecen al estado boliviano, por lo tanto, administrados por el gobierno de turno.

Ningún club boliviano afiliado a la Fifa tiene condiciones de sobrevivir sin la ayuda del estado.

Entonces, si quieren vivir sin interferencias, construyan sus propios estadios pues.

Sin el Estado, el fútbol sería la pobreza misma.

Como el estadio de Bolívar, el equipo que casi llegó a la final de la Copa Libertadores de América.

"Estadio", donde, además, dicen, Bolívar jugará algunos partidos oficiales de la Liga.  

Mientras el Siles, del estado boliviano, no quede acabado en su reforma.