miércoles, 31 de julio de 2013

CHUMACERO JUGARÁ LA COPA SUDAMERICANA Y MARCELO MARTINS TENDRÁ QUE ENFRENTAR A SU ENEMIGO

El fútbol es cada vez más caprichoso, pero sorprendente.

O, como un viejo cronista brasileño ya decía “el fútbol es una cajita de sorpresas”.

Y hay sorpresas agradables y desagradables.

Y a propósito de Brasil, los dos tipos de sorpresas aparecerán para el público boliviano y fans de Alejandro Chumacero y de Marcelo Martins Moreno y.

Como es bueno decir primero las sorpresas agradables, será agradable para todos nosotros de esta parte del continente, ver al “Chumita” jugando la Copa Sudamericana.

Es que, por esas idas y venidas del fútbol, el Sport de Recife, equipo del ex Tigre, fue agraciado, vía reglamento, con la posibilidad de disputar uno de los lugares reservados a los equipos brasileños en la ahora llamada “Copa Total”. Pero, para avanzar a la próxima fase, de grupos,  tendrá que eliminarse con el Náutico brasileño, en fecha a ser definida en las próximas horas. Así, todo puede pasar, inclusive Chumacero visitar Bolivia con su nuevo equipo y, mejor, enfrentar al propio The Strongest.

La segunda sorpresa no es muy agradable porque Marcelo Martins Moreno, defendiendo al Flamengo, tendrá que enfrentar por la Copa do Brasil al Fluminense, equipo en crisis, que contrató en las últimas horas, como nuevo entrenador, a Vanderlei Luxemburgo, responsable por la salida de MMM del Gremio de Porto Alegre.


Pero nada mejor para Marcelo que vencer  a su antiguo desafecto, dirán muchos, en parte sí, pero no debe ser nada agradable enfrentar a un entrenador que no se caracteriza por ser “buen carácter”, en el sentido brasileño de la frase, e inclusive tener que saludarle, en el nombre de la buena educación.