sábado, 22 de enero de 2011

EN LA CANCHA, UN CLÁSICO QUE PROMETE



Clásico significa antiguo, viejo, habitual, etc.

Entonces, un encuentro entre The Strongest y Bolívar es realmente un clásico futbolero.

Como todo clásico en el fútbol, el de domingo 23, en el estadio Hernando Siles, envuelve emociones.

Emociones agregadas a la necesidad de obtener los puntos y, sobretodo, dar la oportunidad a una de las dos hinchadas de poder sentirse superior por lo menos hasta el próximo clásico.

A los sentimientos de las hinchadas gualdinegra y académica hay que agregarle también otros tres aspectos: la competencia entre los dirigentes que quieren convencerse y convencer que hicieron bien su labor; la necesidad, a pesar de no explícita, que tienen las dos comisiones técnicas de demostrar que están dando forma a sus equipos; y la natural necesidad de los jugadores de buscar la victoria como producto del trabajo semanal .

La expectativa crece también porque algunos jugadores símbolo en un equipo (como Lito Reyes en Bolívar) estarán jugando con la casaca adversaria en esta ocasión.

En fin, por todo ello, el clásico de domingo entre The Strongest y Bolívar se viste de sabrosas dudas.

Que se sirva un fútbol sustancioso.

Ojalá.