lunes, 27 de abril de 2015

“IMPROBADA” ES LA RESPUESTA A UN EPISODIO LAMENTABLE

El documento que demuestra la gestión futbolera boliviana.
 En un simple “lava manos” resultó la resolución del Tribunal de Disciplina y Justicia Deportiva de la Liga del Fútbol Profesional Boliviano, que declaró IMPROBADA  “la impugnación impuesta por el club The Strongest en contra del club Petrolero, por supuesta vulneración del artículo 34, parágrafo 2, del Reglamento general de Campeonatos Temporada 2014 – 2’15”.

Pese a que esa resolución puede ser apelada, creo que no vale la pena hacerlo, porque representaría abrir más las heridas del fútbol boliviano.

Los reglamentos de convocación a torneos son firmados por todos los clubes antes de iniciados y el no respeto a ellos es justamente una actitud antideportiva, la misma que debe ser sancionada.

El episodio demuestra la desorganización y falta de preparo de los dirigentes, pues no interpretan bien las atrocidades que ellos mismos redactan.

Está claro que es totalmente anti ético que un entrenador trabaje en dos equipos en un mismo torneo. Esa situación ni debería estar en los reglamentos, porque es una actitud que las mismos profesionales deberían tener clara.

En fin, en el fútbol boliviano hay prácticas perniciosas que de tanto hacerlas parecen normales.

Una vergüenza.